jueves, 20 de febrero de 2014

UN BUITRE NEGRO MARCADO MUERE EN BADAJOZ

La tecnología de seguimiento por satélite ha revolucionado el estudio y el seguimiento de las aves, sobre todo las de mayor tamaño. En estos momentos, muchas decenas de aves "españolas" están siendo vigiladas y proporcionan información sobre donde viajan, donde se alimentan o donde duermen. Pero también donde mueren. Algo indeseable, pero real y muy importante si se quiere conservarlas.


Los mapas muestran los movimientos en sus últimos días de vida de un buitre negro (Aegypius monachus) marcado en Castilla-La Mancha y que murió en el pequeño municipio de Baterno, noreste de Badajoz, dentro del espacio protegido ZEPA "Sierra de Siruela". Los primeros puntos en Ciudad Real indican su localización el 17 de noviembre de 2013. En los días siguientes se movió ampliamente por las provincias de Ciudad Real, Córdoba y Badajoz. En esta última entró el día 23 de noviembre y, tras asentarse algunos días en La Serena, llegó a comarca de La Siberia el día 27. Al día siguiente (28) todas las emisiones procedían del mismo punto, lo que sugieren que ya había muerto.


No sabemos más, ni si el cadáver fue localizado ni la posible causa. Siendo un buitre, no hay que descartar que fuese debido al uso ilegal del veneno. La comarca de La Siberia es la más afectada en la región por esta amenaza. No muy lejos, en Siruela (Badajoz), la muerte en 2010 de un alimoche también seguido vía satélite permitió detectar un envenenamiento masivo. Dicho alimoche había sido marcado por WWF, asociación que en el año 2011 consideró a Extremadura como la Comunidad Autónoma peor calificada en la lucha contra el veneno

A continuación, un recorte tomado de la web de WWF:

Ejemplos del alcance del uso de cebos envenenados en Extremadura: 

- Cíjara (La Siberia), dentro de la reserva de caza, la colonia de buitre negro se ha visto reducida a tan sólo seis parejas.

- Siruela (La Siberia), se han dado varios episodios de envenenamiento, uno de ellos, en 2010, con un balance de 13 rapaces protegidas muertas, entre las que se cuentan 3 buitres negros. WWF pudo descubrir la masacre gracias al transmisor satélite que portaba una de las aves envenenadas. 

- En Peñalsordo (La Siberia), el SEPRONA descubría en abril de 2012 más de 40 cepos dispuestos para la captura de aves rapaces, deteniendo a los autores.

- Finca Los Almorchones (Badajoz-Villar del Rey, NW Badajoz). Octubre de 2009, 6 buitres negros, 17 buitres leonados y un zorro envenenados con carbofurano, junto a los cadáveres de dos ovejas. 

- Finca Sequeros del Oeste (Esparragalejo, norte Badajoz), en marzo de 2009, aparecieron varios buitres negros y leonados, cuervos y milanos envenenados con carbofurano. 

- Finca El Cuadrado (Conquista del Guadiana, norte Badajoz), en 2009, aparecieron 5 buitres, un cuervo y un mastín envenenados con carbofurano. 

- Dehesa Boyal de Siruela (La Siberia), en 2010, se localizaron 5 buitres negros, 5 buitres leonados, 3 alimoches y 2 ratoneros, junto a los cadáveres envenenados de varios corderos. 

- La Siberia (NE Badajoz): Herrera del Duque, Helechosa de los Montes, Garlitos, Talarrubias y Peñalsordo son municipios en los que se han producido casos recurrentes de uso de cebos envenenados. La Siberia es la comarca extremeña con más casos conocidos de envenenamiento en la última década.

- En junio de 2012 el Gobierno de Extremadura vendió su patrulla canina antiveneno, tras meses en activo y tras un costoso programa de adiestramiento, alegando motivos presupuestarios.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada