lunes, 27 de enero de 2014

LA BASE DE DATOS DE LAS AVES DE EXTREMADURA


Desde que comenzó su andadura este blog, allá por mayo de 2010, la única sección fija han sido los resúmenes mensuales de las observaciones más relevantes de aves en Extremadura. Dicha recopilación de citas no fue una consecuencia del blog, sino que se venía realizando desde mucho antes, desde mediados de los años 1990, con el objetivo de plasmarlas en forma de libro, en los anuarios también denominados “Aves de Extremadura”. Hasta la fecha se han publicado cuatro anuarios que cubren el periodo 1998 a 2008. Dado que el flujo de información es, gracias a las nuevas tecnologías, mucho mayor ahora que en aquellos no lejanos comienzos, lo mismo que la facilidad para divulgarlo, dichos resúmenes mensuales han sido una prioridad. El blog acumula ya 44 resúmenes publicados, uno por mes, de modo regular y puntual. Todo este enorme mérito recae en Sergio Mayordomo, quien desinteresadamente recopila todas las observaciones que cumplen determinados criterios en cada especie (ver vol IV de Aves de Extremadura). Dado su elevado número, no todas se llegan a publicar en los resúmenes, aunque sí aparece una amplia selección.


Finalizado 2013, se han elaborado unas gráficas donde se aprecia el importante volumen de información hasta la fecha recogido (considerando el global de citas, no solo las publicadas en resúmenes). Son más de 10.000 registros entre mayo de 2010 y diciembre de 2013, que junto a las observaciones acumuladas en los anuarios entre 1998 y 2008, conforman la que podría ser la mayor base de datos sobre aves en Extremadura. La principal fuente de información es el foro Goce, del que aquí tantas veces se escribe. Aunque también hay quien envía sus citas directamente. La información de las gráficas es tan clara que apenas merece comentarios. Si acaso destacar que tras el primer año la gente se animó a participar más y el número de registros se ha estabilizado en unas 3.200 citas anuales. Por meses, el patrón es paralelo a la actividad de las aves, con máximos coincidentes con los picos de migración en abril y septiembre-octubre (parte de los registros son de interés fenológico) y el mínimo en el inicio del verano en junio y julio, cuando las aves menos se mueven y la práctica de la ornitología aminora debido al calor extremeño.


Aparte de ofrecer información actual útil en nuestras salidas al campo y para visitantes de Extremadura, muchos datos se han ido prestando para estudios concretos de especies o lugares cuando se han requerido. Siempre teniendo en mente que sólo se protegerá aquello que se conoce. Por supuesto, la base de datos nunca hubiera sido posible sin la impagable colaboración de cientos de aficionados a las aves que comunican sus observaciones. Desde aquí, ¡¡ muchas gracias a todos ¡¡¡

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada